Este es un tema muy repetido, pero no por eso menos importante. Existen varios tipos de barriga debido a diferentes problemas, entre ellas se encuentran..

1.LA BARRIGA POR ESTRÉS

PicsArt_07-16-02.36.21.jpg

Este tipo de barriga es muy común últimamente, son las famosas “barriga de oficinistas” debido a la vida acelerada que llevamos, lo que da por resultado este tipo de barriga con grasa localizada en el abdomen, además de inflamarse toda está zona. Esto sucede cuando estamos nerviosos o atravesando una situación de estrés, el cuerpo se prepara y se pone en “alerta” y desprende una hormona llamada “CORTISOL” conocida como la hormona del estrés. Esta hormona libera glucosa en la sangre y esto hace que engordemos.

Si sometemos al cuerpo a situaciones de estrés constantemente y por periodos prolongados podemos tener graves problemas de salud como, mala digestión, abdomen inflamado, dolor abdominal, y sentir que estamos fatigados e incluso tener colón irritable.

PARA COMBATIRLA Es muy importante que podamos encontrar el equilibrio, descansar lo suficiente; además de realizar actividades de relajación como el yoga, la meditación; también es muy beneficioso tomar infusiones de valeriana, de manzanilla, agua con limón y todo aquello que te ayude a evitar tener gases y que no inflaman el abdomen.

Otro aspecto muy importante para controlar el estrés, es hacer ejercicios de a poco, empezando desde 2 a 3 veces, por semana combinando rutinas de cardio con fuerza e ir acompañándolos con rutinas relajantes como lo he dicho, ya que esto nos ayudará a mejorar porque cuando realizamos alguna actividad física, liberamos adrenalina que nos hará sentirnos más felices.

2.LA BARRIGA REDONDA O DE FLOTADOR

PicsArt_07-16-02.37.12.jpgEs muy común para aquellas personas sedentarias, con malos hábitos y que se alimentan mal; este tipo de barriga es la que la grasa no sólo se localiza en la zona abdominal, sino también alrededor de la cintura. Generalmente está barriga va acompañada por un sobrepeso en general causada por malos hábitos y mala calidad de vida.

COMO COMBATIRLA Es recomendable realizar actividad física, movernos pero hacerlo de manera progresiva, realizando ejercicios de cardio de bajo impacto para evitar lesiones y realizarlos por lo menos de 3 a 4 veces por semana combinando ejercicios de fuerza, para ir activando la musculatura de a poco, pero de una manera eficaz!.

3.LA BARRIGA BAJA

PicsArt_07-16-02.33.11.jpgEs aquella que aún realizando ejercicios y teniendo una buena alimentación siguen estando ahí. Sus causas suelen ser por genética, por malos hábitos relacionados a los malos hábitos referente a “excesivos abdominales”, o rutinas que no cambian, por ejemplo realizar siempre spinning). Este tipo de barriga se caracteriza por tener un volumen reducido y se encuentra localizada en la zona baja.

COMO COMBATIRLA La barriga baja es la más difícil de combatirla, por lo que se recomienda seguir con los entrenamientos sin obsesionarse, ya que los resultados se verán a mediano y largo plazo; así como también, cuidar los hábitos alimenticios para ir eliminandola de a poco y con perseverancia. Por otro lado, también es recomendable beber mucha agua para evitar retención de líquidos y volviendo al tema de los “entrenamientos”, se debe tener en cuenta más los intensos que los de duración, ya que ellos activarán el cuerpo para facilitar la eliminación de la grasa subcutánea de esa zona, dejando de lado las abdominales, para intensificar los ejercicios de resistencia.

Además de incluir en tu alimentación diaria más hojas verdes, cereales integrales y frutas.

4.BARRIGA DE EMBARAZADA

PicsArt_07-16-02.31.14Este tipo de barriga POST PARTO está caracterizado por la flacidez y porque tardan un tiempo en volver a su posición inicial. Tras el embarazo, el útero “baja” y se hace más pesado.Es posible que tarde de entre 6 a 8 semanas en volver a la normalidad, aunque puede tardar aún más.

COMO COMBATIRLA Esto no significa hacer ejercicios al otro día del parto (se recomienda esperar 3 meses), una vez que ya estés preparada para empezar a cuidarte, es muy importante consumir suplementos de aceite de pescado, que sirven para quemar grasas y reducen la producción de hormonas “necesitadas” de comida. Otra opción es consumir “ácidos grasos buenos” (chía, salmón, aguacate) que te aportarán muchos nutrientes y te ayudarán a combatir el cansancio. Para que “este vientre” esté fuerte, se necesita realizar ejercicios de pelvis y “no abdominales”, ya que las abdominales están pensado en músculos en buena forma.

*Es importante recordar, que tras el parto los músculos se separan y es preciso dejar que se recuperen.*

 

 

A %d blogueros les gusta esto: